Uno de los importantes datos dentro de un bloque que forma parte de una blockchain es la altura de bloque. Este es un número de carácter creciente que indica la extensión de dicha cadena y que es usado para manejar distintos factores que resultan vitales para el funcionamiento y la seguridad de una blockchain.

El término altura de bloque o block height en inglés, hace referencia al número de bloque actual en una blockchain. Es decir, define la posición en la cadena de un bloque confirmado que forma parte de una blockchain.

Como bien sabemos, una blockchain está conformada por bloques que son encadenados o enlazados entre sí a través de procesos matemáticos y criptográficos. Cada uno de esos bloques está definido, entre otras cosas, por un número que lo identifica dentro de la blockchain. De esta manera, al usar un explorador de bloques, sólo hace falta introducir dicho número para examinarlo. Esto facilita enormemente la navegación por la información que contiene dicha blockchain.

En una blockchain, el primer bloque generado se conoce como Bloque Génesis y su altura es igual a cero. A partir de éste, cada vez que se realizan transacciones en la red, son agrupadas y añadidas en nuevos bloques, que están vinculados cada uno con el anterior. Por lo tanto, la altura de bloque siempre será un número entero diferente y mayor de cero.

Por ejemplo, la red Bitcoin posee una altura de bloque que supera 605.832. Pero debido a que estos son generados aproximadamente cada 10 minutos, la altura está en constante cambio. El mismo caso se presenta por ejemplo en Ethereum o Litecoin, donde la altura de sus bloques cambia a medida que se generan nuevos gracias al proceso de minería.

Importancia de la altura de bloque

Seguramente te preguntarás ¿Por qué es importante conocer la altura de bloque de una blockchain?. Pues bien, lo cierto es que este dato nos permite también saber cuán seguido se descubren y añaden nuevos bloques a la cadena de una criptomoneda. Además, cada vez que son agregados nuevos bloques posteriores al que contiene una transacción específica, ésta queda confirmada. Siendo el número de confirmaciones recibidas igual al número de bloques añadidos.

Las criptomonedas, que son completamente digitales y no existen en el mundo físico, funcionan y están contenidas dentro de información encriptada en las blockchains. Esta información está compuesta en una secuencia de bloques, donde el último bloque de la blockchain contribuye a la generación de uno nuevo, que serán vinculados entre sí.

La altura de bloque también sirve para identificar un bloque en particular. Esta información también sirve para aplicar funciones como Locktime o bloqueo de tiempo. En estas funciones, se puede especificar un tiempo o altura de bloque determinado para restringir el uso de bitcoins hasta tanto se alcance dicha condición. No obstante, es posible que dos bloques distintos puedan tener la misma altura, lo que ocurre cuando dos mineros generan bloques al mismo tiempo. Pero sólo uno será validado y confirmado por la red, mientras que el otro no será añadido a la blockchain. Así, la altura de bloque no debe ser tomada como la única identificación, sino más bien que se debe basar en el hash de encabezado que posee. Ya que este es más relevante dentro de la blockchain.

Otra razón importante por la que se debe conocer la altura de bloque, es que ésta nos permite saber la longitud de la blockchain. Y por ende, la aceptación que ha tenido dentro de la comunidad y los usuarios. Así, tendremos una visión de la credibilidad, dificultad, popularidad y calidad del consenso de la red.

Bitcoin en comparación con Ethereum, posee una altura de bloque menor. Pero esto no es indicativo de que Ethereum sea mejor o más seguro. El hecho de que Bitcoin tenga una altura menor, se debe a que la dificultad de la red es más exigente, por lo que la generación de bloques se realiza aproximadamente cada 10 minutos. Por ello, cuanto más prueba de trabajo se gasta en la producción de bloques para una blockchain, más segura es.

Otro punto importante es la altura de bloque ayuda a que el protocolo de la criptomoneda realice los ajustes necesarios en la dificultad de la minería. Esto permite mejorar la seguridad de la criptomoneda y mantener un ritmo de inflación controlado.

¿Cuánto sabes, criptonauta?

¿La altura de bloque ayuda a mantener la seguridad de la blockchain entre otras características?

¡CIERTO!

Una de las funciones más importantes de la altura de bloque en una blockchain es velar por la seguridad de la misma. En primer lugar, ayudando a reconocer cada uno de los bloques de forma única e incremental. En segundo lugar, ayudando al algoritmo de minería en el ajuste de la dificultad. Pero más allá de eso, la altura de bloque también es importante en funciones como los timelocks ayudando a programa acciones dentro de la blockchain.

¿Cómo podemos saber la altura de un bloque dentro de una Blockchain?

Para reconocer cual es la altura de bloque de una blockchain en particular, basta con acceder a un explorador de bloques de la misma. Desde allí podremos conocer toda la información que contienen los bloques generados dentro de una blockchain, y por ende, la altura del mismo.

Por ejemplo, en Bit2Me Explorer puede fácilmente navegar por las distintas alturas de bloques de la red Bitcoin. Para hacer esto, lo primero que debes hacer es ir a la web de nuestro explorador. Una vez allí tendrás la siguiente portada.

Página principal del Bit2Me Explorer

En este punto, podrás introducir en el área de texto la altura de bloque a la que deseas acceder. Por poner un ejemplo, accedamos a la altura de bloque número 350.000 y veamos la información que contiene.

Como puedes ver, los exploradores de bloques son una herramienta muy poderosa a la hora de explorar una blockchain y nos permiten realizar auditorías públicas de todo lo que en ellas está sucediendo.