El nombre de Gavin Andresen es uno de los nombres más reconocidos del criptomundo. Fue uno de desarrolladores que dieron vida al Bitcoin tal como lo conocemos ahora. Tan grande y reconocida fue su contribución en esos momentos, que se convirtió en la mano derecha de Satoshi Nakamoto y llegó a recibir el nombre de “el hombre que construyó Bitcoin”.

La vida de Gavin Andresen comenzó en la ciudad de Melbourne, Australia el año de 1966. Su nombre original es Gavin Bell. A la corta edad de 5 años, su familia se mudó a los Estado Unidos, específicamente a la ciudad de Seattle, Washington. Más tarde se mudaría a la ciudad de Anchorage, Alaska y finalmente a el Valle de Santa Ynez, California.

Durante su niñez, Andresen mostró un gran interés por el mundo de la computación. Un interés que vería materializado al obtener el título de Ciencias de Computación de la Universidad de Princeton en 1988. Para ese momento, tenía 22 años y su carrera le llevaría a destacarse en su trabajo.

Comienzos de su carrera

Luego de graduarse en Princeton, Gavin Andresen comenzó su trabajo como ingeniero en la reconocida empresa Silicon Graphics Computer Systems (SGI). En dicha empresa, Andresen formó parte del equipo de desarrollo de sistemas gráficos 3D. Su trabajo se centraba en el desarrollo de las herramientas VRML y Open Inventor. Ambas formaban parte de la amplia biblioteca de software de SGI para el desarrollo de sistemas 3D, la cual Andresen ayudó a desarrollar. Sin embargo, tras ocho años de trabajo en SGI, Andresen decidió renunciar a la compañía. Era 1996 y la revolución de las puntocom estaba en sus inicios.

En 1996, Andresen decidió comenzar un emprendimiento propio. Fue así como fundó su compañía Wasabi Software y desde allí creó el software SkyPaint. Este software recopilaba toda la experiencia adquirida en SGI, para dar forma a una herramienta para pintar y editar panoramas envolventes en 3D. Al mismo tiempo, Andresen reescribió toda la especificación de VRML para dar origen a VRML 2.0, la cual mejoraba las especificaciones del mismo.

Más tarde en 1997, Andresen junto a Daniel J. Woods, Alan Norton presentó su publicación Wired for Speed: Efficient Routes in VRML 2.0. En la misma, se explicaba como VRML podía transformar el desarrollo de ambientes 3D por medio de computadoras.

Entre otros de los desarrollos en los que Andresen participó, está el desarrollo de tecnologías VOIP para HearMe en el año 2001. También desarrolló juegos en línea para personas ciegas y videntes en All inPlay del cual formó parte hasta 2005.

También participó en el desarrollo de Prosper, una herramienta de gestión de préstamos hasta 2005. Ayudó a desarrollar un CMS en Gravity Switch hasta 2007. Adicionalmente trabajó en el Laboratorio de Extracción y Síntesis de Información de la Universidad de Massachusetts Amherst.

Su trabajo en el desarrollo de Bitcoin

En 2009, Satoshi Nakamoto hizo historia con el lanzamiento en vivo de su invención, el Bitcoin. Sin embargo, Andresen no escucharía del mismo hasta mayo de 2010 gracias a un artículo de publicado por InfoWorld. Rápidamente, Gavin Andresen se vio interesado por el proyecto y realizó una compra de de 10.000 bitcoins por la suma de 50 $ USD.

Este primer acercamiento significó una gran experiencia para Andresen. Convencido por el potencial de la tecnología inmediatamente puso manos a la obra para liberar su primer desarrollo. Este trabajo dio origen al que sería el primer faucet Bitcoin de la historia del criptomundo.

Un faucet o fuente, es una web que regala una determinada cantidad de bitcoin a quienes la visitan bajo ciertas condiciones. El objetivo de estos es dar bitcoins a las personas para que puedan usarlos y probar el potencial de dicha tecnología. El faucet de Andresen otorgaba inicialmente cinco bitcoins (5 BTC) a quienes lo visitaban. Eso serían más de 50.000 $ USD al precio de mercado actual. Dicho desarrollo se mantuvo activo hasta el año 2012. Otro desarrollo de Andresen en esa época fue ClearCoin. Este era un servicio de intercambios de bitcoins por medio de un sistema de depósito con garantía.

Pero toda esta experiencia llevó también a Andresen a desarrollar código directamente para la infraestructura del Bitcoin Core, el cerebro del Bitcoin. En ese entonces, Satoshi Nakamoto estaba a cargo del desarrollo y Andresen trabajo mano a mano con él. Las comunicaciones de Andresen y Nakamoto por medio de correos y foros, eran intensas e impulsaban rápidamente el desarrollo general de Bitcoin. Ello convirtió a Andresen rápidamente en uno de los desarrolladores más veteranos con respecto a Bitcoin. Esta situación luego sería reconocida por Nakamoto de una manera única.

Satoshi desaparece, Andresen al frente de Bitcoin

En diciembre de 2010, de forma sorpresiva Nakamoto publicó el que sería su mensaje final en el foro BitcoinTalk. Tan rápido como apareció, el genio detrás de la creación de la tecnología blockchain y Bitcoin desaparecía.

La sorpresa detrás de este anuncio llegaría una semana después. El 19 de diciembre de 2010, Andresen abrió un hilo en BitcoinTalk en el que comentaba lo siguiente:

Con la bendición de Satoshi, y con gran renuencia, comenzaré a hacer una gestión de proyectos más activa para Bitcoin. Todos por favor sean pacientes conmigo; he tenido mucha experiencia en gestión de proyectos en startups, pero este es el primer proyecto de código abierto de cualquier tamaño en el que he estado involucrado.

Con ese anuncio Gavin Andresen le decía al mundo que Bitcoin y todo el desarrollo del mismo quedaba en sus manos. Atrás quedaba la imagen difusa de Nakamoto que ahora desaparecía del mundo de desarrollo del Bitcoin para dedicarse a “otras cosas”. Al modo de ver de Nakamoto, Andresen era la persona indicada para llevar a buen término el desarrollo de Bitcoin, eran “buenas manos”.

  • Gavin Andresen mostrando una serie de tarjetas de Bitcoin
  • Gavin Andresen es una de las figuras más importantes detrás del desarrollo del Bitcoin

El rediseño de Bitcoin y el nacimiento de Bitcoin Core

Cuando Andresen recibió el desarrollo de Bitcoin este apenas era un grupo de ideas difícilmente bien articuladas. Si bien la base tecnológica funcionaba, había muchas asperezas que pulir y puntos flojos que arreglar. El trabajo de Andresen se centró inicialmente en atender las fallas de diseño más grandes y hacer una infraestructura de diseño solida.

En los primeros meses de trabajo, el trabajo de Andresen se centró en reescribir y mejorar muchas partes del software original de Bitcoin. En ese entonces, el desarrollo recaía en las manos de solo cinco desarrolladores. El trabajo rindió frutos y fueron eliminadas secciones redundantes, errores y problemas de seguridad. Tras varios meses de rediseño, no quedaba siquiera un tercio del código original de Nakamoto. Finalmente el resultado de ese trabajo fue rebautizado como Bitcoin Core, para diferenciarlo del Bitcoin y el significado global que tenía.

Por esta razón no es raro hablar de Gavin Andresen como “el hombre que construyó Bitcoin”. Esto pues fue su trabajo el que finalmente asentó las bases de esta criptomoneda y permitió que la tecnología evolucionara.

Incluso durante el desarrollo de Bitcoin Core, Andresen fue la primera persona en hablar sobre Bitcoin para el gobierno de los Estados Unidos. Esto lo hizo de la forma más llamativa posible, una conferencia de tecnologías dirigida por la CIA.

La Fundación Bitcoin

Paralelamente al desarrollo de Bitcoin Core, Andresen presentó a la comunidad la idea de crear la Fundación Bitcoin. La idea detrás de la fundación, era permitir el desarrollo de estrategias que llevarán a explotar al máximo las capacidades de Bitcoin. Con eso en mente, Andresen propuso la formación de esta organización sin fines de lucro, para que sirviera como una entidad centralizada que interactuaría con el sistema legal con respecto a cuestiones como la marca registrada y el control del dominio bitcoin.org.

Además la Fundación Bitcoin actuaría como una biblioteca para obtener información precisa sobre el proyecto. Entre otras de sus funciones, serviría para mantener la economía necesaria para el desarrollo del Bitcoin.

Para septiembre de 2012, la Fundación Bitcoin ya era una realidad. En sus inicios, Gavin Andresen fue designado como científico jefe, Roger Ver, Charlie Shrem, Peter Vessenes, Mark Karpeles y Patrick Murck como miembros originales.

Sin embargo, el idilio de la Fundación Bitcoin rápidamente se vio manchado. Charlie Shem quien en 2014 ocupaba el puesto de Vicepresidente de la Fundación, se vio envuelto en un escándalo de lavado de dinero y el escándalo de SilkRoad. Ese mismo año también, explotó el escándalo del intercambio Mt.Gox, el cual afectó a Mark Karpeles.

La reacción después de reunirse con la CIA

Mi charla en la CIA fue bien hoy. Los pasillos allí son REALMENTE anchos y llenos de cosas interesantes.

Su distanciamiento del proyecto

El distanciamiento de Gavin Andresen del proyecto comenzó luego de querer tomar acciones de desarrollo que otros miembros no recibieron de buena manera. El desarrollo “rápido y tempestuoso” de Andresen llevó a discusiones sobre si sus decisiones eran las mejores para el proyecto.

Una de esas decisiones estaba relacionada con el hecho de aumentar el tamaño de bloque de Bitcoin. Esta medida serviría para mejorar la escalabilidad de Bitcoin, que empezaba a verse limitada por el crecimiento de la red. Los conflictos internos llevaron a Andresen a irse alejando paulatinamente del desarrollo de Bitcoin y delegar sus funciones. Wladimir Van der Laan era quien tomaba la mayoría de las decisiones dentro del desarrollo en este punto. En palabras de Van der Laan, Andresen “no solo no estaba escribiendo código, sino que no estaba discutiendo sobre el desarrollo en el IRC ni en GitHub, ni revisando el código”.

La situación se fue acentuando hasta el punto que Andresen presentó por su propia cuenta el conocido BIP-101. Este BIP pretendía sentar las bases para el aumento del tamaño del bloque de Bitcoin, pero la comunidad rechazó el cambio. Frente a una situación de confianza comprometida, Andresen decidió dejar la dirección del proyecto. Su sucesor sería Van der Laan quien ya llevaba algún tiempo en esta tarea.

Desde entonces, el trabajo de Andresen dentro del Bitcoin ha ido dirigido a mejorar las capacidades del mismo. En 2016, presentó su estudio An Analysis of Attacks on Blockchain Consensus. Ese mismo año, estaría en medio de una controversia al declarar que Craig Wright era realmente la persona tras el pseudónimo de Satoshi Nakamoto. Sin embargo, rápidamente se retractaría de esto pues Wright jamás le mostró pruebas de esta afirmación. En la actualidad, está trabajando activamente en Graphene, un protocolo de propagación de información por los nodos de Bitcoin.

¿Te resultó útil este artículo?
Puntuación media: 5
➜ ¡Comparte el conocimiento y promueve la revolución descentralizada!